51_Ella me dijo que sonriera

Ella me dijo que sonriera

Me parecía insano, estaba demasiado enfocado viendo el mundo en su verdadero y cruel color gris oscuro, cuando ella me dijo que sonriera.

Es la belleza del golpe inaudible de su mano metafórica contra mi cara en forma de bofetada la que me dejó impactado. Me dijo que sonriera y que me diera cuenta de los colores que existen inmersos en los bajos grises de la rutina.

Al principio la reproché, y en mi mente la taché con muchas malas palabras que no quiero evocar. Después fue que caí en cuenta de yo había sido un idiota al no percatarme de que ella actuaba como mensajera. Un mensaje que incontables veces había dejado en “visto”.

De esta manera, todo lo que creí que me hacia único y especial, se derrumbó como una frágil torre de naipes atravesando la cólera de un fuerte ventarrón.

Hizo que mi mundo se fuera de cabeza, y aunque no importa cuantas veces hayas escuchado o leído esa frase en sus diferentes variaciones, sabes que es verdad cuando lo experimentas en primera persona. La sensación de culpa es inevitable así que no puedes evadir la necesidad de pedir disculpas por tu comportamiento. Y luego, no queda de otra que seguir adelante.

Anuncios

Deja tu comentario, es gratis.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s